22.01.2015

Declaración del Ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguey Lavrov, con motivo de la reciente tragedia en Donetsk

 

Estamos conmocionados por otro crimen monstruoso en la ciudad de Donetsk, donde en plena mañana del 22 de enero las fuerzas ucranianas tirotearon una parada de ómnibus urbano, lo que saldó con decenas de civiles muertos y heridos.

Expresamos condolencias a los familiares de los fallecidos. Deseamos la más pronta recuperación a los damnificados.

Valoramos lo ocurrido como crimen de lesa humanidad, una burda provocación con el fin de socavar los esfuerzos para el arreglo pacifico de la crisis ucraniana, entre ellos los avances marcados al término de la recién concluida reunión de Normanda de los cancilleres de Rusia, Alemania, Francia y Ucrania.

Se hace evidente que el partido de guerra en Kiev y sus patrocinadores en el extranjero no paran incluso ante las victimas humanas.

Exigimos una investigación inmediata del crimen perpetrado en Donetsk con la participación de representantes de la OSCE. Se debe hacerlo todo para cesar los bombardeos por parte de Kiev de las ciudades del Sudeste de Ucrania e impedir las irrazonables muertes de la gente civil en el futuro.